lunes 20 de agosto de 2018 - Edición Nº482
El Teclado » Judiciales » 4 jun 2018

[LA PLATA]

Comenzó el juicio por el homicidio de la “Moma”, la mujer trans asesinada en La Plata

Ocurrió en 2011 en 4 y 69. A Carolina la encontraron asesinada en su casa y todo estaba revuelto. El imputado Reyes llega acusado de homicidio Criminis Causa. Las compañeras de la víctima hablan de travesticidio.


Por:
Virginia Ilariucci

Comenzó el juicio oral por el homicidio de Carolina González Abad, conocida como la “Moma”, la mujer trans asesinada en su casa de calle 4 entre 68 y 69 en octubre de 2011. Tras 7 años de espera, solo llega a juicio un procesado, se trata de Pedro Osmar Reyes, ya que el otro sindicado como autor del crimen, Diego Daniel Mascioni, falleció hace unos meses en un accidente de tránsito.

El cargo que debe enfrentar es homicidio Criminis Causa: la principal hipótesis es que fueron a su casa con intención de robarla y la mataron para procurarse la impunidad. El departamento estaba todo revuelto y faltaba una computadora y el celular. El mouse quedó tirado en el pasillo del PH.

Ante el Tribunal Criminal n° 5, conformado por Ezequiel Medrano, Isabel Martiarena y Juan José Ruiz, comparecieron en primer lugar el padre y el hermano de la “Moma”, pero estos testimonios se tomaron sin presencia del público ni de la prensa. Según trascendió, el papá contó la desdicha de todos estos años por la muerte de su hija y la búsqueda de justicia. Dijo que no confía en la policía ya que cree que le han estado mintiendo.

Después, fue el turno de los policías que participaron del procedimiento, todos prestaban servicios en la dependencia de 5 y 59. En primer lugar declaró el comisario inspector José Luis Coria, quien era el titular de la comisaría 9na en 2011. Recordó haber entrado al departamento con el juez de garantías que estaba en turno, César Melazo. Ambos observaron a la víctima tirada en el colchón, semidesnuda. Luego testimoniaron el comisario inspector Ricardo López, que acudió al lugar con Coria. Finalmente lo hicieron el policía retirado José Alfredo Bustamante y la oficial Cecilia Cirigliano, que fueron los primeros en llegar tras el llamado de los familiares. De los cuatro policías, la única que recordó haberle visto la bufanda en el cuello fue esta última.

Ante la pregunta de si conocía a la víctima, ya que era su jurisdicción y la mujer ejercía la prostitución en la llamada “zona roja”, todos aseguraron no conocerla, solo haber escuchado su apodo.

El debate se retoma mañana a las 10. La fiscal de juicio, Florencia Budiño, intentará conseguir que el testigo de identidad reservada declare ante el tribunal, lo que será clave para poder ubicar a Reyes en el lugar del crimen, ante la ausencia de prueba material que lo incrimine.

[LOS HECHOS]

El 18 de octubre de 2011 Guillermo Gonzalez Abad, el papá, junto con el hermano, Juan Simón, fueron hasta la casa de Carolina porque no sabían nada de ella. La esperaron ese domingo para festejar el día de la Madre, como habían quedado, pero nunca llegó. No se pudieron comunicar por teléfono y decidieron ir a verla. Al llegar se encontraron el peor panorama. La “Moma” estaba tendida en su cama, semidesnuda, muerta con una bufanda atada al cuello, golpes en la cabeza y una puñalada en la pierna. El departamento estaba revuelto. Llamaron a la policía y concurrieron al lugar efectivos de la comisaría novena que es su jurisdicción.

En los primeros dos años de investigación todo era un misterio. El fiscal Marcelo Romero, quien instruyó la causa, sólo había podido demorar a una persona pero que tuvo que liberarlo por falta de pruebas. La investigación había vuelto a punto muerto.

Hasta que apareció un testigo de identidad reservada que logró despejar varios interrogantes. Según su relato los autores fueron dos hombres, que aparentemente eran clientes de La Moma y que aprovecharon el momento de ingresar a la casa para robarle lo poco que tenía de valor. Y para ocultar su crimen, la mataron. El testigo permitió establecer la identidad de los dos hombres, ambos con antecedentes. Se trataba de Pedro Osmar Reyes y Diego Daniel Mascioni.

Los presuntos asesinos fueron detenidos el 27 de octubre de 2013 cuando salían de sus viviendas en el barrio Aeropuerto. Uno de ellos iba a votar, el otro, a comprar bebida para el almuerzo. De todos modos, recuperaron su libertad.

Al mouse lo encontraron en el pasillo. Hasta ahora, la hipótesis más firme era que le querían robar y por eso la mataron.

Las organizaciones LGTBI y las compañeras de la "Moma" sostienen que lo que ocurrió no fue un simple robo. Ellas hablan de travesticidio. “A La Moma la mataron por travesti”, dicen en las paredes de la ciudad. [El Teclado]

NOTICIAS RELACIONADAS

COMENTARIOS

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias