martes 21 de agosto de 2018 - Edición Nº483
El Teclado » Judiciales » 2 ago 2018

[JURY DE ENJUICIAMIENTO]

Con la prensa "de patitas a la calle", comenzó el juicio político al juez Arias

El magistrado enfrenta un juicio político por 21 causas en la que se expidió. Denunció al gobierno de Cambiemos como “autoritario”. Por orden del presidente de la Corte, Julio Pettigiani, la prensa no pudo presenciar la audiencia.


Por:
Virginia Ilariucci

Tal como había anunciado llegó esta mañana a las 9.30 a la puerta del Anexo de la Cámara de Senadores de la Provincia de Buenos Aires, caminando tranquilo, el juez titular del Juzgado en lo Contencioso Administrativo n° 1 de La Plata, actualmente suspendido, Luis Federico Arias. Allí lo esperaban amigos y compañeros que armaban una radio abierta y colgaron un enorme cartel que le expresaba solidaridad. Durante toda la mañana siguió llegando gente, o detenían su marcha para saber qué pasaba con el Juez. Ciudadanos comunes que sienten este proceso como injusto.

También estaban allí una importante cantidad de trabajadoras y trabajadores de prensa que le hicieron reportajes antes de intentar entrar a la sala Nunca Más, del subsuelo del edificio histórico, para presenciar la primera de las 10 audiencias que demandará el juicio político en su contra. Estaban también ubicada allí una de las 357 mesas que en todo el país montaron las trabajadoras y trabajadores de Télam para informar a la gente sobre los despidos y el vaciamiento de la Agencia Nacional de Noticias. Con ellos Arias se sacó una foto y les brindó su apoyo. Según fuentes extraoficiales, la decisión del no ingreso de la prensa fue exclusiva del presidente de la Corte, Julio Pettigiani.

[En la foto: Público presenciando la audiencia - Crédito: El Teclado]

A las 10 era la hora del arranque. El juez junto con sus abogados Analía Elíades y Marcelo Ponce Nuñez, ingresaron a la sala. También los 30 privilegiados que lograron acreditarse para presenciar la audiencia, ya que ese fue el número de sillas dispuestas, ni uno más, para el público. Cuando la prensa quiso acreditarse, la respuesta fue: “No hay más lugar”. No sólo no estuvo Télam, debido al vaciamiento producido por Hernán Lombardi, sino no que estuvo nadie. Una hora después dejaron pasar “sólo a tomar imágenes”, y luego de esa tarea todos los trabajadores de prensa fueron invitados a retirarse.

Antes de entrar, y en relación a las 21 denuncias en su contra que conforman el proceso, Arias expresó que “aquí lo que me cuestionan son decisiones judiciales, en su mayoría, todas vinculadas a la protección de derechos fundamentales. Violan permanentemente el principio de independencia de los jueces al atacar las resoluciones judiciales, porque otra cosa no tienen.”.

Y luego enfatizó en que las verdaderas causas de su enjuiciamiento tienen que ver con decisiones que incomodan al gobierno. “No solamente en relación al fallo que frenó las taifas. Irritó mucho mi decisión a finales de 2015 suspendiendo el DNU del Presidente de la Nación que disolvió el AFSCA. Hubo muchas decisiones que molestaron no solamente al poder político sino también al poder económico”. Y agregó que “cuando el poder económico y el político van de la mano es muy difícil contrarrestar eso. Este gobierno evidentemente está aliado con los poderes económicos que son el poder real detrás de la formalidad del poder institucional”.

Finalmente, se refirió al contexto actual en el que él advierte una clara persecución a opositores, de distintos ámbitos. “Estamos en el contexto de un gobierno cuyo sesgo es autoritario y cada medida de un juez, de un sindicalista o de un periodista que significa un escollo para el cumplimiento de sus objetivos políticos y económicos inmediatamente recibe represalias como éstas”.

[En la foto: Los abogados Diego Molea, de Lomas de Zamora y Fabián Gonzalez, de Morón, en el centro Julio Pettigiani, presidente de la SCJBA, y a la derecha el senador Roberto Costa (Cambiemos), integrantes del jurado - Crédito: El Teclado]

El jurado está presidido por el presidente de la Corte, Julio Pettigiani, e integrado por 10 conjueces que son cinco abogados legisladores (diputados y senadores provinciales) y cinco abogados de la matrícula de distintos Colegios de abogados bonaerenses en ejercicio de la profesión desde hace más de 10 años y tener entre 30 y 70 años.

Los legisladores son: el senador Roberto Costa y el diputado Walter Caruso de Cambiemos; los diputados Jorge Donofrio y Pablo Garate del Frente Renovador, y el diputado Santiago Révora de Unidad Ciudadana. Estos legisladores fueron seleccionados por sorteo. Los abogados de la matrícula son Fabián González de Morón, Diego Moleo de Lomas de Zamora, Osvaldo Pisani de San Isidro, Ambrosio Bottarini de Pergamino y José Alberto Apaz de San Martín.

[LAS CAUSAS]

Son un total de 21 denuncias las que conforman el Jury contra Arias. Tres de ellas tienen que ver con su actuación durante la inundación de La Plata en 2013. Una fue motorizada por el juez Guillermo Atencio que le reprocha su intromisión en causas en las que no tenía competencia, y las otras por el fiscal Jorge Paolini que le cuestiona la participación de María Soledad Escobar, quien actuó como Amicus Curiae pero que para el fiscal era una “empleada meritoria”. La intervención de Arias tuvo que ver con determinar el número real de personas fallecidas a causa de la inundación.

Luego hay seis denuncias efectuadas por los jueces Fernando Mateos y Pablo Raele, el procurador Julio Conte Grand y la misma Hilda Kogan, mientras se desempeñaba como presidenta de la Suprema Corte de la provincia. Estos expedientes están relacionados con las órdenes emitidas por Arias a fin de frenar desalojos masivos de personas en distintos barrios periféricos de la región, en resguardo de la seguridad de los ciudadanos y en protección de los derechos de los niños y niñas de esas familias.

Por último, hay una denuncia radicada por Conte Grand cuestionando la competencia de Arias en la orden que emitió para que un hombre privado de su libertad con serios problemas de salud, con riesgo de vida, fuera atendido en un hospital para evitar su deceso.

Entre los testigos de la audiencia de hoy se encontraron la fiscal Betina Lacky, que declaró en relación a una de las causas por desalojo de personas que habían ocupado un predio, emanada en su momento por el juez Pablo Raele, y en la que Arias dictó la suspensión de la medida. En relación a ese mismo tema, declararon dos policías que intervinieron en el desalojo de los ocupantes de un predio en Gorina, quienes no acataron la orden de Arias de frenar la medida y continuaron con lo ordenado en su momento por el ex juez César Melazo.

Las audiencias se reanudan mañana a las 8 y están previstas que sean diez en la que declaran los testigos de ambas partes. [El Teclado]

NOTICIAS RELACIONADAS

COMENTARIOS

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias