sábado 25 de noviembre de 2017 - Edición Nº214
El Teclado » Especiales » 2 jun 2017

Trabajo genuino

"Mandarinas", un proyecto autogestivo de mujeres contra la desocupación

A través de esta marca, las mujeres del Conurbano que trabajan en cooperativas textiles muestran y promocionan sus productos. Nucleadas en Barrios de Pie, lograron coordinar esfuerzos con la mira en la distribución. Entrevista.


Por:
Mariana Sidoti

 "Con Mandarinas buscamos no solamente poder producir ropa -estamos tratando de buscar nuevos canales de comercialización- sino también tener un monitoreo de lo que se va haciendo, una capacitación e insumos", contó a El Teclado Nora Cervantes, diseñadora de la UBA e integrante del proyecto.

Se trata de contener y acompañar a las cooperativas y "valorizar todo un trabajo que veníamos haciendo, poder mostrarlo y comunicarlo, darle un valor agregado a la marca". Mandarinas nació en 2013, aunque las dieciséis cooperativas que la componen -en general- vienen funcionando desde hace muchos años.

Muchas se conformaron alrededor de algún programa de trabajo conseguido a través de movilizaciones y reclamos. "Lo que buscamos hacer desde Mandarinas es que eso realmente se transforme en trabajo, porque a veces no se llega realmente a producir y sostenerse en el tiempo", explicó Cervantes. 

Junto a Sofía, otra diseñadora de indumentaria, trabajan en la coordinación de la marca. "Hacemos un poco de todo": acompañan a las cooperativas, piensan los productos y los preparan; hacen la moldería, los cortes, la compra de los insumos. 

"En muchos casos vamos viendo, en función de las necesidades, si hacemos capacitaciones, recorridas por los talleres. La tarea es un poco multifunción", definió. Y más allá de la particularidad del rubro, Cerventes pareciera estar describiendo la realidad de muchas mujeres trabajadoras en la actualidad.

Las cooperativistas son mujeres humildes de barrios marginados del Conurbano. Por eso, el objetivo es organizar su trabajo a través de la marca y cada año trazar objetivos nuevos. Aumentar la cantidad de productos, mejorar la calidad y la distribución, tomar trabajos por pedido.

"La realidad es que nosotras nos encontramos con muchas mujeres en situaciones complejas. El 32 por ciento de la Argentina está bajo el nivel de pobreza, y en perspectiva lo que vemos es que no está en vistas de bajar y la mujer esto lo siente mucho más. Es muy importante tener una salida económica, pero sobre todo también trabajar con la parte más subjetiva de las mujeres y que puedan transformar su energía en trabajo".

Cerventes agregó que "si bien en los programas de trabajo que ofrece el gobierno se piensan como paliativos o transitorios, la realidad es que la pobreza viene siendo estructural, y es importante que se pueda generar trabajo genuino y creativo". Para entrar y ver los productos de la marca, se puede ingresar a la página web de Mandarinas[ET]

COMENTARIOS

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias